La historia de Crystal Mind™

Crystal Mind™ es un producto con raíces y referencias inspiradas en las últimas investigaciones, metodologías e ideas de David Horrobin con respecto a los ácidos grasos esenciales y la salud mental. Crystal Mind™ está fundamentado en la moderna investigación relacionada con todas las funciones cognitivas, y se ha utilizado la más avanzada e innovadora tecnología para crear un producto altamente efectivo basado en ácidos grasos esenciales como omega-3 y omega-6, combinados con otros nutrientes cerebrales como vitaminas y minerales tales como la vitamina B6, vitamina B12, ácido fólico, zinc y magnesio. Todos estos ingredientes bien documentados apoyan a un activo y saludable cerebro.


Ya desde los últimos años 60 y el principio de los 70, el famoso científico mundial David Horrobin advirtió la relación entre los ácidos grasos esenciales como el omega-3 y el omega-6, y su papel en la salud cerebral y las funciones cognitivas, y sus investigaciones comenzaron con el omega 6 para el equilibrio hormonal de la mujer. Rápidamente comprendió la importancia de unos correctos y apropiados ácidos grasos para la correcta situación, y la importancia de los ácidos grasos omega. Dado que el cerebro se compone de grandes cantidades de ácidos grasos, y éstos son necesarios para la formación y el control de las hormonas y sustancias psicoactivas, tales como la serotonina, dopamina etc - el volvió entonces a teorizar que un suplemento diario con los ácidos grasos adecuados beneficiarían a la salud humana y a las funciones cognitivas.

Uno de los primeros productos y formulaciones que mas tarde puso en el mercado fue el producto EFAMOL, dirigido a mujeres y cuyo objetivo era tratar en SPM y los síntomas relacionados en las variaciones del estado de á nimo, la piel, el cabello y las uñas.

Más tarde, se teorizó que ya que el cerebro se compone principalmente de omega-3-DHA, un producto con alto contenido en DHA y bajo en omega-3-EPA podría mejorar enfermedades tales como la depresión, esquizofrenia, Alzheimer, ADHD, dislexia, dispraxia y los distintos grados del autismo. También, se comprendió entonces la importancia de una pequeña cantidad de ácido graso omega-6 por su papel con respecto a las funciones cognitivas. El producto EFALEX había nacido, utilizando aceite de atún rico en DHA y bajo en EPA.

Efalex es un producto con una relación entre EPA y DHA de 1:4, así como aproximadamente un 10% omega-6 GLA. En los 80 y al principio de los 90 - varios estudios fueron realizados utilizando Efalex para verificar sus beneficios en enfermedades como ADHD (Síndrome de Atención e Hiperactividad) y la dislexia. Sin embargo, los resultados eran bastante modestos, en todo caso. Esto supuso una gran sorpresa para los investigadores. Pero ahora, es posible separar los omega-3, utilizando un proceso de esterificación (rompiendo la molécula de glicerol del triglicérido constituyente del omega-3), por lo tanto podríamos obtener productos con DHA puro o con EPA puro, eliminando así las conjeturas sobre cual de los dos ácidos grasos omega-3 es más importante para las funciones cognitivas..


Los investigadores de Omega 3, tenían también su interés en la utilización de ácidos grasos para la depresión y la esquizofrenia, y comenzaron un estudio - dando a pacientes con depresión bien puro etil-DHA, bien puro etil-EPA - o un placebo. Por tanto, podían ser capaces de probar la eficacia del omega-3-DHA sobre las funciones cognitivas y su importancia para una óptima salud cerebral. El ensayo fue por supuesto a ciegas - el científico no sabía que producto era dado a que paciente. Cuando se completó el estudio - y antes de que el código del producto a ciegas fuese desvelado - ellos vieron que un producto mostraba un gran beneficio significativo contra la depresión, y dos productos no resultaban. Se quedaron impactados. Estaban seguros de que ahora habían probado el papel del DHA.

Sin embargo fué mucha más su sorpresa cuando desvelaron el código para saber el producto activo y el placebo. Se mostró que tanto los sujetos que tomaron etil-DHA puro como aquellos que recibieron placebo ¡no mostraban ninguna mejora en absoluto!. Fue el grupo de pacientes que tomaron etil-EPA quien había mejorado y su mejora obtuvo el mismo efecto que la proporcionada por los fármacos estándar. Los investigadores estaban atónitos por este resultado. Así que empezaron a investigar POR QUÉ el omega-EPA mostraba tan extraordinarios resultados , y el omega-DHA no mostraba resultados en absoluto.

Poco a poco - la clase científica comprendió lo siguiente:

El Omega-3-EPA juega un papel significativo en el control de la salud cerebral y en mantener unas óptimas funciones cognitivas mediante varias acciones:

1- El EPA es mas activo en el cerebro - DHA no.

2- El EPA es necesario en los receptores celulares para la entrada de serotonina, dopamina, etc

3- El EPA es necesario asimismo para la propia formación de dopamina, serotonina, etc

4- El DHA es constituyente y necesario en la membrana celular


También descubrieron, que una enzima llamada fosolipasa-alfa2 (PLA2), tiene influencia en las células cerebrales. La PLA2 es capaz de "desnudar" a las membranas celulares de DHA, por lo que el DHA se pierde, y la célula cerebral funciona de forma deficiente. La PLA2 puede volverse muy activa debido a la inflamación. La inflamación puede ser debida a una disposición genética, falta de vitaminas, minerales, enzimas para separar adecuadamente los ácidos grasos, hábitos alimenticios incorrectos que también provocan la inflamación o bloquean las acciones enzimáticas. Sin embargo, así como sabemos que el omega-3-EPA es antiinflamatorio, también sabemos que previene la acción de la enzima PLA2 de despojar a la membrana celular del ácido graso estructural DHA

Una vez adquiridos estos conocimientos - las investigaciones se centraron en el EPA para las funciones cognitivas, y se formuló un nuevo producto la cual no podemos mencionar aquí por razones de derechos legales. Este producto realizo estudios producto para enfermedades como ADHD, Dislexia, síndrome de fatiga crónica y más. Los resultados publicados procedentes de estos estudios muestran un espectacular efecto positivo en las funciones cerebrales- Del mismo modo se han observado grandes mejoras en niños y adolescentes.

Al mismo tiempo, varios estudios que utilizaban etil- DHA para ADHD y dislexia - no mostraron los resultados esperados, dando más fuerza a los investigadores de Crystal Mind y sus compañeros investigadores.


Desafortunadamente, David Horrobin murió de cáncer antes que su trabajo fuera completado, pero su hija y el marido de ésta, Sr. Adam Kelliher heredaron las ideas, productos, patentes y propiedad intelectual de Horrobin, y mantuvieron la realización del sueño de toda la vida de Horrobin - Conseguir productos altamente eficaces, seguros y naturales para la salud mental - y también continuar realizando investigación. Juntos, fundaron la empresa Equazen - una empresa dedicada a la investigación y venta de formulaciones de ácidos grasos para la salud, y especialmente la salud cerebral.



<< Anterior artículo
               Siguiente artículo >>